Suscríbete y recibe notificaciones de nuestras publicaciones


Mantas De Apego / KANGUTINGO

By Etiquetas: en
Imprimir artículo

Mantas De Apego tejidas a crochet


Mantas De Apego kangutingo

¿Qué es el trapito o muñeco de apego?
El muñeco o trapito de apego es aquel objeto especial para el bebé, indispensable a la hora de dormir o cuando necesita consuelo y que, de alguna manera, representa a la mamá, dándole seguridad.
La función de este objeto es darle una sensación de acompañamiento, confianza y protección al bebé. Y no se trata de cualquier muñeco o trapito, sino de uno en particular al que el bebé le otorga protagonismo y que lo ayuda a transitar la etapa en la que pasa de la dependencia, de una sensación de fusión con su mamá, a una mayor autonomía. Por eso también se lo llama “objeto transicional”. No necesariamente el objeto transicional es un juguete, peluche o trapito, muchas veces puede ser el camisón de la mamá, una mantita, algún pañuelo de ella o también una acción en particular, como cantarse a sí mismo antes de dormir. Lo que lo distingue de entre otros objetos o acciones es que le permite al bebé tolerar la separación de la mamá con más calma y tranquilizarse ante su ausencia. Es decir, lo ayuda a independizarse emocionalmente.
kangutingo, fulares en Colombia, tejidos, crochet

¿A qué edad suele aparecer?
Por lo general, el muñeco de apego aparece entre los 7 u 8 meses, justamente cuando el bebé transita por la conocida como “crisis” o “angustia del octavo mes”, en la que se reconoce como un ser independiente a su mamá.
Este objeto de apego lo ayuda a superar ese momento, así como otras nuevas experiencias, por eso hay que respetarlo como tal. Aunque el apego del niño a este objeto puede aumentar a eso de los 2 años, cuando va viviendo nuevas experiencias en las que necesita de su muñeco o trapito para sentirse más seguro, como por ejemplo el comienzo del jardín, conocer nuevas personas, etc., lo más probable es que entre los 3 y 4 años, aproximadamente, el muñeco de apego vaya perdiendo protagonismo y pase de la cama a la repisa con los demás juguetes, pero esto depende de cada chico.

¿Lo pueden elegir los padres?
En realidad, los padres le ofrecen al niño una variedad de juguetes u objetos y, de entre ellos, el bebé elige aquel con el que se sienta más apegado.
Por lo general, se trata de un objeto suave y placentero para el bebé, que todavía está en una etapa de succión en la que el conocimiento de los objetos se da a través de la boca. Uno no puede imponérselo, solo presentarle opciones entre las que él, en algún momento, elegirá una otorgándole ese carácter mágico y especial.

Mantas De Apego kangutingo
Puedes probar con los diseños que te damos, tenemos muchas figuras y para que no pienses tanto, dínos los colores que le llaman más la atención a tu baby y nosotros te mostramos los diseños más adecuados para él.

¿Hay que sacárselo en algún momento?
Es importante respetar al bebé y entender que se trata de un objeto muy significativo para él, con el que establece un vínculo afectivo. En algún momento, cuando esté listo, irá “despegándose” de este objeto hasta que no lo necesite más para calmarse o dormir. Mientras, habrá que esperar porque, como en otros casos, desprenderse de su trapito o muñeco de apego es un proceso de madurez que lleva su tiempo.
Tras haberlo dejado de lado puede suceder que recurra a él nuevamente si está atravesando por una etapa de ansiedad como el nacimiento de un hermanito, una mudanza, la separación de sus padres, etc.

¿Hay que lavarlo?
Lo ideal es no lavarlo, mantenerlo con los olores naturales que el bebé fue dejando en él al babearlo, morderlo, abrazarlo, arrastrarlo, porque esto también es parte de su magia. Por supuesto que si se ensucia mucho no hay opción, pero en la medida de lo posible hay que tratar de mantenerlo con esa huella que le dejó el bebé. Y en caso de lavarlo, hacerlo cuando el niño no está viendo.

¿Todos los bebés tienen objetos de apego?
Puede que haya bebés que no tengan un objeto en particular, sin embargo, hay ocasiones en las que simplemente pasa desapercibido como tal. El chupete es uno de esos casos, ya que puede darle una seguridad al bebé más allá de satisfacer su necesidad de succión, convirtiéndose en su objeto de apego; también, como se mencionaba antes, una acción que el bebé repite antes de dormirse como cantar, chuparse el dedo, acariciarse el pelo, etc. puede formar parte de lo mismo, siendo una “conducta transicional”.

Asesoró: Lic. Alejandra Libenson, psicóloga y psicopedagoga Autora de “Los nuevos padres” y “Criando hijos, creando personas”
Tomado de: planetamama
Product #: @kangutingo 4.8 stars, based on 1089 reviews
$69.900 Fulares en Bucaramanga, Bogotá y Medellín Garantía: 100% Colombiano, 100% Artesanal Disponible! Pidelo ahora!
Hola, soy kanguito, y estás en kangutingo, en ésta página verás contenido interesante sobre CRAFT Y FULARES TEJIDOS. Tenemos un curso de porteo, puedes encontrarlo Además, te va a encantar nuestro curso de crochet de la tejetienda.
Hola!, esperamos que la estes pasando bien! Gracias por visitar KANGUTINGO, si tienes algun problema con la publicación Mantas De Apego no dudes en reportarlo. Recuerda que en @KANGUTINGO puedes ver fotos y video tutoriales de cómo usar tu fular, hacemos envíos a cualquier lugar del País sin ningun tipo de restriccion, no olvides recomendarnos con tus amigos. aparecemos en instagram y facebook como @kangutingo

Back to Top
tienda whatsaap mesenger kangutingo