Desarrollo Emocional del Bebé

Escuchar en YouTube

Desarrollo Emocional del Bebé

Emociones del bebé



kangutingo Artículo de @kangutingo en Facebook
2020-05-01 Según estudios, queda demostrado, que es durante los primeros seis meses que el bebé desarrolla la capacidad de diferenciar expresiones emocionales. Así entonces, la expresión delas emociones llega a ser la primera forma en que ellos se comuniquen con el entorno. Y lo hacen a través de sus posturas, de su voz y sus expresiones faciales, de esta manera su cuidador debe aprende a “leer” dichas señales para comprender el comportamiento emocional del bebé.
Author:


kangutingo
Este desarrollo emocional va evolucionando en cuanto crece partiendo y va siendo un proceso que se entrelaza con su crecimiento mental y físico. Queremos acercarnos a una descripción del desarrollo emocional más con fines didácticos, nada está escrito al respecto, pero te ayudará como guía de aprendizaje, cada bebé tiene su ritmo y una evolución particular que también es motivada por su entorno.


   • De 1 a 3 meses

Sin duda, que en estos primeros meses sus reacciones son bastante sencillas e irán aumentando en complejidad conforme crezca:
* Dicha. El bebé se siente a gusto en los brazos de la madre y una más cuando es amamantado.
* Descontento. El bebé llora para expresar que tiene hambre o sed, que siente molestia con el pañal o que algo le aqueja.

 El llanto actúa como un detonante para asegurar su supervivencia, por supuesto que sus necesidades tiene ese carácter de urgencia. En la medida que crece sin duda se irán sumando otros sonidos, gestos y luego vendrán las palabras. En estos meses esbozará sus primeras sonrisas; y sonreirá cuando esté feliz y hará muecas para llamar la atención. De igual manera irá aprendiendo y reconociendo de quienes le rodean todas las expresiones.

Reconoce los rostros de quienes pasan mayor tiempo con él. Es totalmente dependiente de su madre y es ella quien esencialmente ayuda a definir su personalidad y estabilidad, justamente en el a medida que las necesidades del bebé son prontamente asistidas.


    • De 4 a 6 meses.

Sobre el cuarto o quinto mes se va dando paso al disgusto y la rabia. Usa el llanto para demostrar su descontento. Tiene cada vez más respuesta de los rostros y a las voces que le rodean. Son amantes de la compañía y de la atención exclusiva que le brindan sus padres y es de esta manera que se va dando una relación fuerte con cada uno.

 La comunicación es cada vez más afianzada con sus gestos, su voz, los gritos y su risa, que no sólo usará para fines de supervivencia. Y es cuando cada vez más responde y reconoce los estados de ánimo de su mamá.

Hacia el quinto mes deja ver sus expresiones de temor al escuchar ruidos extraños o inesperados. Y en el sexto mes se da esa sensación de extraño con personas que recién conoce y puede de alguna manera manifestar esa sensación física de incomodidad y desagrado.

   • De 7 a 9 meses

Ya en el séptimo mes el bebé reacciona con más decisión frente a lo desconocido, el miedo y la tensión parecen ser más latentes. En este momento su memoria está más establecida, entonces se alegrará al ver rostros conocidos y sentirá el miedo ante personas extrañas.

En los meses séptimo y octavo va mostrando mayor interés por otros bebés y niños. Su comunicación es cada vez más profunda por medio de las risas y los gestos. Gracias al aprendizaje adquirido busca un mayor acercamiento y comunicación, por ejemplo, quiere los juguetes, los busca y los golpea.

Es sensible y muy perceptible al sentimiento de separación, más que nada de su madre o cuidador, esto suele afectarles mucho. Así entonces, cuanto mayor sea el vínculo más grande llega a ser su ansiedad.

El bebé también intenta hacerse notar a través de sus juegos. Es un momento intenso donde requiere una fuerte necesidad de comunicación de la misma manera que le satisfagan sus necesidades y cada vez tiene más herramientas emocionales para hacerlo.

   • De 10 a 12 meses

Sobre estos meses el bebé fácilmente expresa sus alegrías, su rabia o su disgusto. Es capaz de dar cuenta si una persona está alegre o molesta con él y puede reaccionar de forma diferenciada. Juega imitando a los demás, bien con expresiones de sorpresa, con gritos o expresión de sorpresa.

Ya entiende y es capaz de seguir las reglas y ruinas sociales. De esta manera se expresa abiertamente con abrazos y juego de palmas; más que nada con sus padres y personas muy cercanas. Al tiempo es capaz de reconocer cuando se le llama por su nombre.

El bebé llega ya está muy atento a los movimientos de sus padres, es así que notando su ausencia entonces llora. E incluso, si un extraño le carga sentirá ansiedad. Igualmente en este momento de su desarrollo es cuando comienza a levantar los brazos para que lo carguen. Incluso, puede levantar sus brazos solito cuando le visten.
Escuchar en YouTube


El contenido presentado en nuestro sitio web está protegido bajo licencia de uso y avalado por SafeCreative. Puedes compartir nuestro contenido gratuito referenciandonos. :3 Gracias y un abrazo!

Deja tu Comentario

Related post